Problemática

MSC Cruceros quería lanzar una campaña para dar a conocer sus barcos a todas aquellas personas que no sabían cómo era un crucero por dentro y la cantidad de actividades que tienen lugar en su interior. Pero no lo quería hacer de la forma más convencional con anuncios, sino que quería incrementar el “engagement” con el usuario.

Solución

Como solución se creo un juego de detectives con varios vídeos en los que la historia transcurría dentro del barco. Un protagonista daba pistas sobre un robo de un famoso cuadro y el usuario tenia que intentar adivinar quien era el autor de ese robo entre varios sospechosos. Los vídeos mostraban, las diferentes discotecas, teatros, restaurantes, gimnasios, piscinas, tipos de camarotes,… de tal forma que el usuario veía el interior del barco sin ser consciente de ello.

Algunos trabajos